Lámparas de techo en la cocina, ¿te sumas a esta tendencia?

La cocina es esa estancia de la casa de la que el concepto ha cambiado, antes era el lugar donde cocinar, sin mas,  ahora es el espacio para estar, sentir, vivir, disfrutar y preparar platos ricos para los que queremos y estar en familia, ¿no te parece? Pero mas allá del concepto, y acompañando al cambio de este, encontramos también una transformación de la misma en la decoración, buscamos una estética muy cuidada, al mismo tiempo que perseguimos funcionalidad, sin renunciar en ningún momento a crear la cocina de nuestros sueños, esa donde apetezca estar en todo momento.

Y es por ello, que cada vez se apuesta mas por materiales y elementos que aporten mayor calidez al mismo tiempo  que se crean espacios distinguidos y personalizados, buscando la diferenciación y haciendo mas nuestro, nuestro propio espacio.

Un claro ejemplo de esto, es la tendencia de incluir en estilismos de cocina lámparas de techo, un complemento con un componente decorativo tan potente y que hasta hace un tiempo no era lo habitual de colocar para iluminar esta estancia de la casa.

Desterramos los clásicos plafones con luz fría de hospital y damos la bienvenida a accesorios de iluminación de este tipo, de diseños cuidados y apostando por el uso de luces cálidas con las que crear una estancia mas de la casa como puede ser el salón. Bajo mi punto de vista, algo que ha influido considerablemente en este cambio de concepto de la cocina es haber abierto esta a otros espacios como el salón o comedor, al conectar estancias hemos perseguido la uniformidad, el buscar un hilo conductor entre ambas zonas, huir de la frialdad y buscar el confort de esta zona de trabajo, incluyendo detalles decorativos como son las lámparas de techo, las protagonistas de este post, para crear una zona mas espacial.

Lo mas habitual es verlas instaladas sobre islas o barras de desayuno, una manera de iluminar estas zonas de manera diferente al resto de la cocina y crear un ambiente mas íntimo, a la vez que separamos visualmente estancias, por ejemplo si estas están colocadas entre cocina y salón-comedor.

Pero no es la única propuesta de ubicación para las lámparas de techo, podemos incluirlas allí donde imaginemos, la clave es buscar un diseño que nos proporcione una buena iluminación y en caso de considerar este insuficiente, combinar este con otos sistemas empotrables. La luz es importante cuidarla de manera que nos aseguremos de mantener bien iluminadas aquellas zonas que consideremos mas necesarias, pero sin renunciar a cuidar la estética.

En función del estilo de la cocina, de los colores de la misma, del tamaño y la distribución podemos elegir distintos tipos de lámparas, de diferentes materiales como mimbre, vidrio, latón, lino, madera… Las opciones son muchas y muy variadas,  la clave es saber el ambiente que queremos recrear en nuestra cocina, mirar a nuestro alrededor y en el caso de que esta sea abierta y comunique con otra estancia, buscar aquel diseño que mejor encaje en ambas y potenciar la decoración del conjunto.

¿Qué te parece esta propuesta para iluminar y decorar tu cocina o alguna zona de esta? ¿Qué tipo de lámpara encaja mas con tu estilo? Me encantará saber tu opinión sobre este tipo de iluminación en esta zona de la casa.

Buen día.

Sonia.

Etiquetas del artículo: ,
Sonia Escribano

Discusión sobre este post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × cuatro =